Mujeres del Putumayo se convierten en Guardianas del Agua y del territorio

Finalizó con éxito el subproyecto: “Fortalecimiento Técnico y Político de las Mujeres Lideresas de la Alianza Mujeres Tejedoras de Vida” del Putumayo – Colombia, en el Marco de la Implementación de la Estrategia Nacional REDD+ ENREDD+ y otros programas de protección de los bosques apoyado por ACICAFOC y El Fondo Noruego para los Derechos Humanos.

Este subproyecto capacitó a 152 lideresas comunitarias pertenecientes a la Alianza de Mujeres Tejedoras de Vida en conocimientos básicos del mecanismo REDD+, cambio climático y el rol de los bosques, así como el estado actual, pasos a seguir y espacios de incidencia para las comunidades de la ENREDD+ (EICDGB) y programas como Visión Amazónica y REM.

El objetivo de este subproyecto fue promover la transferencia del conocimiento y empoderamiento de las lideresas en los temas ambientales propuestos, para que las mismas mujeres sean voceras de la información a sus comunidades y logren una participación activa y efectiva dentro de la planeación y puesta en marcha de la ENREDD+.

Entrega de Kits y Tablets electrónicas
Entrega de Kits y Tablets electrónicas

Dadas las condiciones de distanciamiento social por las que atraviesa el país debido a la pandemia por COVID-19,  dichas actividades de formación se llevaron a cabo mediante una herramienta de educación no presencial, se desarrollaron de manera virtual por medio de la plataforma de WhatsApp y Zoom.

Mediante del subproyecto: Fortalecimiento técnico y político de las mujeres lideresas de la Alianza “Tejedoras de Vida” del Putumayo, ejecutado a través del Programa “Creación de Capacidades en REDD+ para las Sociedades Civiles y Comunidades locales en América Latina y el Caribe” con el Financiamiento de Forest Carbon Partneship Facility (FCPF) del Banco Mundial; se realizó la entrega de 152 Tablets electrónicas a cada una de las integrantes para realizar con éxito el taller.

También se les entregó kits que incluyeron chalecos, bolsos y sombreros para poder hacer los recorridos y el trabajo de campo.

La estrategia de formación virtual diseñada a través de WhatsApp permitió ampliar el número de beneficiarias (de 120 a 152) y la cobertura geográfica inicial del proyecto a otros municipios llegando al alto, medio y bajo Putumayo.

Fátima Muriel, presidenta de las Tejedoras de Vida expresó su agradecimiento y resalta la importancia de seguir fortaleciendo a las mujeres en la protección del territorio.

“Ustedes son mujeres que están luchando por defender su territorio, son mujeres que están haciendo un mapeo de todos sus ríos para que no sean contaminados, el trabajo de ustedes de aquí en adelante será por la defensa de la vida”, afirmó Muriel.

Las Guardianas del Agua reafirmaron su compromiso como constructoras de paz a través de una responsabilidad tan inmensa como es el cuidado de los ríos y del medio ambiente: “Estaremos replicando, estaremos enseñando porque esa es de ahora en adelante nuestra tarea, para ver si un día no muy lejano podamos ver algunos frutos de todo lo que hagamos por la naturaleza”. Dijo Vetsi Patricia Guzmán, Guardiana del Agua.

Entrega de certificados de aprobación del taller
Entrega de certificados de aprobación del taller

Como cierre del proyecto, se desarrolló el segundo foro ambiental de las Tejedoras de Vida denominado AMA-Zonas de Paz, un intercambio de experiencias ambientales y de construcción de paz con enfoque de género sobre la Amazonia Colombiana.

Para las Tejedoras de Vida este proyecto fue un reto inmensamente grande como organización, esta prueba piloto en el territorio deja el precedente de que las mujeres están comprometidas con la protección medioambiental y que se pueden adaptar a las diversas circunstancias que se presenten en sus caminos, esta experiencia  no solo llevó conocimientos, sino que permitió a las mujeres, hacer una inmersión en la conectividad, en la era digital, y convertirlas en grandes voceras para sus comunidades a pesar de las limitantes que puedan existir.

 

 “Para las Tejedoras de Vida no hay límites geográficos para trabajar con las mujeres porque ni los ríos, ni los bosques, ni los animales los podemos dividir. No los podemos dividir ni los debemos dividir, al contrario, debemos unirnos para fortalecer la amazonia colombiana a través de un trabajo liderado por las mujeres”. Enfatizó Muriel.